< Se va la figura chusca de la “primera dama” – Mensaje Político