< El tiburón blanco navega en la pantalla grande – Mensaje Político