< Árbol de la Noche Triste, de testigo de la historia a refugio para gatos – Mensaje Político