Reduce de nuevo Banxico estimación de crecimiento económico 2015 y 2016

México, D. F., 18 de febrero de 2015 (Círculo Digital).- El Banco de México (Banxico) redujo su estimación de crecimiento para 2015 a un rango entre 2.5 y 3.5%, desde un previo de entre 3 y 4% por la caída en el precio del petróleo y debido a que el consumo privado no da muestras de recuperación.

Este 2015 “se anticipa que el precio del petróleo se ubique por debajo de los niveles registrados hasta mediados de 2014”, señaló Agustín Carstens, gobernador de Banxico.

Al presentar el informe trimestral de inflación de octubre‐ diciembre de 2014, Carstens informó que también se revisó a la baja la perspectiva de crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) para 2016, al pasar de un rango de 3.2 a 4.2%, por uno que va de 2.9 a 3.9%

El responsable de la política monetaria anunció que existen riesgos que podrían afectar negativamente el desempeño de la actividad económica en los próximos meses y derivar en un menor crecimiento al esperado.

Los principales riesgos son: un menor dinamismo de la economía mundial, una mayor volatilidad en los mercados financieros, una caída adicional en los precios del petróleo, así como un deterioro social que afecte las decisiones de gasto de los agentes económicos

“Asimismo, la tendencia a la baja de la plataforma de producción petrolera, que se ha acentuado recientemente, se espera podría limitar el dinamismo de la actividad productiva en tanto ésta no se estabilice y comience a recuperarse. Adicionalmente, el consumo privado, si bien ha registrado una gradual mejoría en meses recientes, todavía no muestra señales claras de que pudiera retomar un fuerte dinamismo en el corto plazo”, se detalla en el informe.

Respecto a la generación de empleos, Agustín Carstens mencionó que se prevé una apertura de entre 600 mil y 700 mil trabajos formales en este año y de entre 620 y 720 mil, para el próximo.

Inflación 2015

El banco central refrendó su previsión de que la inflación alcanzará el 3% en 2015 y se sostendrá alrededor de ese nivel.
Banxico destacó, entre los riesgos al alza: que el tipo de cambio permanezca en los niveles actuales por un tiempo prolongado o que incluso el peso registre depreciaciones adicionales; otros choques de oferta que pudieran afectar la evolución de la inflación; y que ante la recuperación prevista se reduzca el espacio para absorber el efecto de cambios en precios relativos. (Con información de El Financiero y El Universal)