Ebrard se hace famoso en Europa por corruptelas en Línea 12

México, DF, 27 de febrero 2015 (Círculo Digital).- El Gobierno de la Ciudad de México, a través de la Secretaría de Obras y Servicios del Distrito Federal (Sobse), solicitó a la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), que mediante la embajada en Münich y el Consulado en Berlín, se les notifique a las cuatro empresas alemanas, contratadas para la certificación de la Línea 12, sobre las investigaciones de dicho caso.

De acuerdo con la solicitud de colaboración, que envió la Sobse a la Cancillería, se trata de un requerimiento de información vinculado a la certificación que empresas alemanas hicieron de la L12 y le entregaron a Marcelo Ebrard el 30 de octubre de 2012, unas horas antes de su estreno.

El consorcio certificador, integrado por las empresas ILF Beratende Ingenieure A.G. ZT GmbH, DB International GmbH, HAMBURG-CONSULT y TÜV SÜD Rail GmbH, con sede en Alemania, recibió 119 millones 312 mil pesos del GDF por aprobar la Línea 12, a pesar de que en su momento existían faltantes de obra, trabajos mal ejecutados, daños y errores de diseño.

La información que solicitaron las autoridades capitalinas a los integrantes del consorcio tiene que ver con sus procesos internos, la metodología que emplearon en la certificación de la Línea; así como los soportes de los registros obtenidos, las pruebas de calidad y de funcionamiento de los elementos evaluados.

Mientras que, DB International GmbH, empresa que encabeza el consorcio que avaló el funcionamiento del Metro, el cual cerró 16 meses después por falta de seguridad, es señalada por ofrecer sobornos en Grecia para ganar contratos de la construcción de una Línea de Metro, por al menos 315 mil euros.

La misma DB International GmbH está involucrada en una triangulación de fondos de Alemania a su filial en México, a través de un banco suizo, que hizo el año pasado. Siendo, además, boletinada internacionalmente por estar vinculada con procesos de investigación en Alemania relacionados con hechos de corrupción cometidos en otros países de Europa, Asia y África. (Con información de Milenio)