Mexicano colabora en proyecto para uniformar legislación en Europa

CIUDAD DE MÉXICO, 10 de noviembre, ( CÍRCULO DIGITAL ).– El Instituto Europeo del Derecho (ELI, por sus siglas en inglés) aceptó como miembro activo al académico de la Facultad de Derecho, Jorge Antonio Sánchez Cordero Dávila, quien tendrá como primera meta colaborar en el establecimiento de una legislación uniforme en la Unión Europea.

La Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) resaltó que Cordero Dávila se convirtió en el primer mexicano y latinoamericano en pertenecer a ese organismo independiente, con sede en Viena, Austria, que busca mejorar la calidad de la legislación en ese continente.

El objetivo del también egresado del Instituto de Investigaciones Jurídicas es iniciar, dirigir y facilitar la investigación, hacer recomendaciones y proporcionar orientación práctica en el campo del desarrollo jurídico.

En una misiva signada por Diana Wallis, presidenta del organismo internacional, se dio a conocer que el investigador queda integrado al ELI como “fellow”.

“Mi labor será retroalimentarlos con la experiencia que hemos tenido desde una perspectiva periférica en Estados Unidos y Canadá, y destacarles cuáles han sido las prácticas mexicanas en torno a la uniformidad de la legislación”, dijo Sánchez Cordero Dávila en un comunicado.

Sánchez Cordero Dávila pertenece al American Law Institute (ALI) desde 2002, y en su momento fue uno de los primeros juristas no anglosajones en pertenecer a esa entidad estadounidense; que también lo propuso como miembro activo de la instancia en su versión europea (ELI).

Una de las grandes aventuras jurídicas, y espero que también de las grandes gestas legislativas que podamos presenciar en el siglo XXI, será la de uniformar las leyes en la Unión Europea, consideró.

“La experiencia de ALI resultaba imprescindible y con gran generosidad contribuyó a hacer viable el proyecto en el viejo continente, que si logra resolver ese problema legislativo interno, el XXI puede ser calificado como un siglo europeo en esa materia, por la trascendencia que se tiene, específicamente en esta situación”, afirmó.

Transitar de Francia a Alemania o España y estar sujeto al mismo régimen de responsabilidad civil, entre otras materias claves de un país a otro hará que se uniformen los costos y el criterio jurisprudencial, “Eso será una revolución silenciosa, uno de los grandes cambios legislativos que puede haber a nivel universal”.

Establecer una legislación uniforme funcional en la Unión Europea dará certidumbre a la propia sociedad y hará menos costosa la administración del sistema legal en beneficio de la población, puntualizó.