Pide asambleísta información de lo recaudado por incremento al Metro

CIUDAD DE MÉXICO, 23 de marzo, (MENSAJE PLÍTICO / CÍRCULO DIGITAL).–El diputado local Miguel Abadía Pardo llamó al director del Sistema de Transporte Colectivo Metro, Jorge Gaviño, aclarar a la Asamblea Legislativa el destino de lo recaudado por concepto del aumento en el costo del boleto desde 2013.

“Según las autoridades capitalinas, con este aumento se buscaba mejorar la infraestructura y el servicio de los usuarios dentro y fuera de las instalaciones y durante el traslado”, refirió el representante del Partido Acción Nacional (PAN).

Pero ante los daños estructurales y percances suscitados en diversas instalaciones, es necesario conocer también los proyectos de inversión surgidos tras dicho incremento en la tarifa.

Los objetivos recordó, eran comprar 45 trenes nuevos, renivelar las vías en la Línea A, reincorporar siete trenes férreos, así como eliminar el doble pago en torniquetes.

También sustituirían escaleras eléctricas, se daría más mantenimiento, repararían trenes, mejorarían tiempos de recorrido y habría más seguridad; sin embargo, no se ha logrado consolidar la mayoría de estas acciones, expuso.

“A más de dos años del alza en el precio del boleto, no se han visto mejoras en las instalaciones salvo por las modernizadas escaleras eléctricas que se observan en diferentes estaciones”, destacó Abadía Pardo.

El panista agregó que persiste la falta de mantenimiento de cada uno de los trenes, en tanto que el ambulantaje en los alrededores de las estaciones y dentro de los convoyes continúa.

Este último punto, insistió el asambleísta, es una muestra clara de los grandes problemas que sufre este medio de transporte, en el cual se trasladan miles de capitalinos y no hay seguridad ni condiciones óptimas de servicio.

Para el integrante de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública es necesario contar con información oportuna sobre las gestiones realizadas, el parque vehicular en función y el mantenimiento, así como un informe sobre el número de los llamados “vagoneros” o vendedores ambulantes puestos a disposición del Ministerio Público.