PRI y PVEM denuncian al panista Francisco Rojas por presunto lavado de dinero

Ciudad de México, 3 de agosto 2015 (Círculo Digital).- Las dirigencias nacionales del PRI y Partido Verde Ecologista de México (PVEM) pidieron a la Fepade y la Unidad de Fiscalización del INE investigar el financiamiento del ex candidato panista a la alcaldía de Tuxtla Gutiérrez, Francisco Rojas, ante la presunción de recibir un millón 400 mil pesos de forma indebida.

En rueda de prensa, el líder nacional del Partido Revolucionario Institucional (PRI), César Camacho y el vocero del PVEM, Arturo Escobar, anunciaron que este martes se presentarán una denuncia penal ante la Procuraduría General de la República (PGR) contra Rojas Toledo y quienes resulten responsables por “lavado” de dinero y violaciones a la ley financiera del país.

Escobar y Vega indicó que la transparencia de la campaña del PRI y el PVEM fue absolutamente clara y aseguró que donde está la oscuridad, la opacidad y la complicidad es en el candidato del Partido Acción Nacional (PAN).

Al respecto, Camacho Quiroz advirtió que la alianza PRI-PVEM defenderá jurídica y políticamente su triunfos en los comicios de Chiapas, en donde se ganó la mayoría de los municipios.

Indicó que en Tuxtla Gutiérrez, el candidato de la alianza, Fernando Castellanos, ganó en el primer conteo con una diferencia de 379 votos y en un segundo con observadores electorales, notarios públicos y una detallada revisión, ratificó su triunfo con 795 votos.

“Y sí se dice reiteradamente que la democracia se gana o se pierde con un voto, cuanto más si se gana con 795 votos, la voluntad ciudadana debe respetarse”, subrayó.

Aun más, denunció que el candidato panista, Francisco Rojas, aceptó un soborno de un millón 400 mil pesos supuestamente a cambio de favoritismos de la obra pública.

Además, el panista reconoció en entrevista telefónica que recibió el dinero como “apoyo” a su campaña en evidente violación a la ley.

Por último, el vocero del PVEM advirtió que en la elección de Chiapas, ni el Partido de la Revolución Democrática (PRD) ni el PAN lograron obtener 5.6 por ciento de la votación en total, luego que los perredistas gobernaron la entidad por 12 años.