Propone diputada Socorro Meza Declarar a mercados patrimonio cultural intangible

CIUDAD DE MÉXICO, 31 de marzo, (MENSAJE POLÍTICO / CÍRCULO DIGITAL).–La diputada Socorro Meza Martínez planteó la propuesta de declarar como Patrimonio Cultural Intangible a los Mercados Públicos de la Ciudad de México con el fin de formular un Proyecto que contenga el Plan de Manejo y Salvaguarda, como Instrumento de Gestión, con el objetivo de establecer las medidas de resguardo, conservación y en su caso recuperación de dichos espacios de comunicación mereció.

En la propuesta con punto de acuerdo que presentó ante el pleno la diputada que preside la Comisión de Abasto y Distribución de Alimentos en la Asamblea Legislativa (ALDF), se exhorta al Jefe de Gobierno de la Ciudad de México para que emita la Declaratoria de Patrimonio Cultural Intangible para los Mercados Públicos de la Ciudad de México, y para que el Secretario de Desarrollo Económico, Salomón Chertorivski Woldernberg, formule el Proyecto.

“La herencia cultural de los mexicanos es rica en tradiciones, su música popular, su gente y las diversas formas de habla; su cultura en distintas expresiones, como la comida, las danzas, la indumentaria; e incluso el comercio en los mercados públicos”, indicó Meza Martínez.

En ese sentido, la legisladora justificó la propuesta al señalar que gracias a su carácter económico-social, al ser el eje que sostiene la distribución de alimentos en la Ciudad de México, representar el punto donde se encuentra la producción agrícola nacional con los comerciantes de la ciudad, y ser una fuente de empleo

para miles de personas que además mantiene unidas a familias enteras, los mercados públicos merecen ser reconocidos como un Patrimonio de nuestro México.

En la Ciudad de México se tienen registrados 329 mercados y algunos son dignos de mención y han sido reconocidos incluso por personalidades a nivel internacional en materia gastronómica, refirió Meza Martínez.

“El proyecto deberá contener un plan de manejo o plan de salvaguarda, como instrumento de gestión, con el objetivo de establecer las medidas de resguardo, conservación y en su caso recuperación, en el cual o en los cuales se deberán establecer los valores, significados, objetivos estratégicos, programas o acciones que serán utilizados para la preservación del bien cultural tangible o intangible propuesto”, puntualizó Socorro Meza.