Rebasa COVID-19 pronósticos del gobierno

Rebasa COVID-19 pronósticos del gobierno

Línea Fifí

Martín Takagui

Desde hace más de una semana el subsecretario de Salud Hugo López Gatell ha iniciado una larga lista de justificaciones que están por derrumbarse, con respecto a la curva de la pandemia del Coronavirus, pero los hechos, las cifras de contagios nuevos y de muertes ya no le permiten mentir más.

El optimismo del funcionario encargado de la vocería de la pandemia ha skido rebasado sus pronósticos quedaron muy atrás y después del seis, del ocho y del 15 de mayo, el número de muertos sigue creciendo, llevamos un mes en el ´punto más alto de la pandemia y no deja de subir, las cifras comienzan a considerarse alarmantes y preocupantes.

Sin embargo, el presidente Andrés López Obrador, en su gira por el sureste de México mantiene actividades en el momento más álgido de la epidemia y no ha dejado de dar banderazos de salida y de inicio a las obras del llamado Tren Maya.

México ha superado las cifras de fallecimientos en aquellos países que se habían considerado atrasados en la prevención, incluso supera los muertos de China, territorio originario de la pandemia, supera también a Italia y a España, que se convirtieron en el centro neurálgico de la enfermedad.

El exceso de confianza que llevó a tomar decisiones adelantadas de apertura de la actividad económica hoy pone a Hugo López Gatell una condición muy difícil, pues sus pronósticos llevaron al gobierno de López Obrador a anunciar la apertura de nuevas actividades esenciales, como es la construcción, la minería y la industria automotriz.

Los mexicanos confiaron en los anuncios oficiales y desde el lunes pasado se inició la nueva normalidad, en la que paulatinamente debieran retomarse las actividades económicas, pero resultó que el momento de la reapertura de actividades, coincidió con “el máximo nivel de intensidad de la epidemia en México, con el creciente índice de mortalidad y de contagios.

En este mismo espacio, advertimos que frente a la “Nueva Realidad” de la pandemia, el gobierno de la República decidió dejar en la responsabilidad de los 32 gobernadores la re4sponsabilidad de volver a las actividades, en el mismo momento en que el semáforo de la pandemia estaba en rojo y solamente el estado de Colima permanecía en color naranja.

Decenas de pretextos y no de razones, son las que ha utilizado el vocero de la pandemia en México para decir que la curva de la pandemia se está achatando, pero tan solo la semana pasada en tres ocasiones se rebasaron los históricos de contagios y muertes.

Por el momento, la pandemia sigue y las actividades esenciales anteriores y las nuevas están en marcha, el Presidente de la República, recorre la península de la Yucatán, así como los estados de Chiapas y Tabasco anunciando que “de ser necesario se podría dar marcha atrás y mantener cero actividad, a excepción de lo esencial.

También hemos mencionado que esta situación de crisis sanitaria y la crisis económica que conlleva es el evento más importante del sexenio de la cuarta transformación y de sus resultados, dependerá el éxito de este gobierno frente a los ciudadanos.

Es un hecho que la economía de México, como la del resto del mundo, han sido afectadas por la pandemia, en el caso de nuestro país, ya veníamos con cero crecimiento del Producto Interno Bruto desde el fin del año pasado, pero también es un hecho que la duración de la emergencia sanitaria impactará en la profundidad de la crisis económica.

México necesita de un gobierno que hable con la verdad; un gobierno, una Secretaría de Estado, como la de Salud, un subsecretario como López Gatell no pueden actuar de manera irresponsable, desinformando o incluso engañando a la sociedad para tratar de ocultar el sol con un dedo.

La curva del Covid-19 no está aplanada, sigue creciendo el pico, la pandemia tampoco está domada, como lo aseguró el presidente López Obrador y tampoco puede considerarse que esta tragedia pueda considerarse que “cayó como anillo al dedo”.

La muerte de miles de mexicanos no tiene justificación, cuando se trata de una consecuencia de la información engañosa o de excesos de confianza. Es urgente que el gobierno de López Obrador rectifique, que reconozca que se equivocó y que vuelva a las medidas absolutas de prevención, de control y de reducción de la movilidad.

En este momento que es el más álgido de la pandemia, los mexicanos en muchas ciudades, como la de México, ya andan en la calle, no usan cubrebocas, se han olvidado del personaje de “Susana Distancia”, para el 15 de junio, es muy probable que vuelva a repuntar el número de muertes y de seguir así las cosas llegaremos a septiembre o a octubre, como algunos especialistas lo han señalado, aún con números importantes de contagios y muertes.

Sigamos por la Línea Fifí