Regular el uso de la mariguana es legalizar problemas: Iglesia

CIUDAD DE MÉXICO, 11 de marzo, (PRIMERA FILA / CÍRCULO DIGITAL).–Legalizar la marihuana no resuelve ningún problema, por el contrario se condena a los jóvenes, afirmó el cardenal Norberto Rivera Carrera.

“Lo peor que nos puede pasar es que, ante los problemas que no podemos solucionar, tomemos el camino de ‘legalizar’ los problemas, condenando con ello a los jóvenes, riqueza y esperanza de nuestra patria, y a las nuevas generaciones a un mundo sin remedio que ellos, tarde o temprano, tendrán que reordenar”, dijo.

Al inaugurar el Foro sobre Marihuana en la Universidad Pontificia de México, Rivera Carrera dijo que el tema de la marihuana no se limita únicamente a su legalización o su condena, pues se trata de un planteamiento mucho más amplio, al no haber un sólo efecto.

“Hay muchos otros efectos, como situaciones de carácter económico, de carácter familiar e incluso repercusiones sociales”, puntualizó el jerarca católico.

Enfatizó que detrás de su uso si bien puede haber consecuencias benéficas como el uso medicinal, se esconde un drama humano que no se puede ignorar.

“Es un tema emblemático mucho más profundo, que tiene que ver con muchas otras formas de autodestrucción propiciada por criterios vacíos que comercializan con la muerte”, aseguró.